Vacaciones en Baracoa. Cuba

Arribar a la acogedora ciudad de  Baracoa, en la provincia de Guantánamo a través del Viaducto La Farola es irse adentrando en bosques frondosos donde la naturaleza reina, a través de una carretera zigzagueante que bordea precipicios naturales, y ofrece excelentes visuales en una travesía inolvidable. Su centro histórico – Declarado Monumento Nacional-, y El Parque Nacional Alejandro de Humboldt, declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, son de los mayores atractivos de esta zona turística del oriente de Cuba. En sus áreas boscosas podrán disfrutar de una rica Biodiversidad: helechos Arborescentes, variedad de Orquídeas cubanas,  33 especies de anfibios, como La Ranita de Iberia - una de las más pequeñas del mundo - y  especies de reptiles y aves  como el pájaro Carpintero y el Zunzuncito.   Las Cuchillas del Toa núcleo principal de la Reserva de la Biosfera en Cuba es uno de los parajes naturales mejor conservado, aqui la fauna es rica en abundancia y diversidad, y son protegidas importantes especies en peligro de extinción como el Almiquí, el Gavilán Cajaguero y el Manatí. Son tradicionales en Baracoa, el dulce de coco, la dulcísima Piña, el famoso Chocolate, y pasear en cayucas – típica embarcación de la zona-  por los ríos Toa, Miel, Duaba o Yumurí que cuentan con fondos arenosos y pozas excelentes para el baño, y poseen buenas condiciones para la práctica de actividades náuticas y la pesca fluvial. Baracoa es poseedora de fondos marinos con bellas formas coralinas  ideales para la práctica de buceo, así como sitios arqueológicos que se destacan por sus pictografías y petroglifos que posibilitan la práctica de la espeleología. Le recomendamos no dejar de: Recorrer su centro histórico, visitar su iglesia Parroquial – donde se preserva la única Cruz de la Parra, primer símbolo cristiano aparecido en la Isla-, el…